El problema del Estado Islámico

El  Estado Islámico es un grupo insurgente islamista-suní, que se creo en el año 2003 para enfrentarse al ejército de  Estados Unidos en Iraq. En sus comienzos  estuvo ligado a Al Qaeda, pero en el año 2013 se separó y se convirtieron en un grupo sumamente radical en Iraq y Siria. Este grupo es responsable de muchos ataques terroristas tanto en Europa como en otras partes del mundo. El estado islámico goza de mucho reclutamiento , inclusive hasta tienen su propia revista. El grupo es financiado con dinero proveniente de la venta de petroleo ilegal, y se cree que tienen vínculos con el narcotráfico y los cultivos de opio. La mayoría del dinero que ganan producto de la venta ilegal de petroleo lo invierten en armas y en entrenamiento para sus ataques, que últimamente han sido constantes.

La OTAN y sus aliados árabes han  bombardeado  contra posiciones y blancos estratégicas del ISIS en Iraq y  Siria. Esta guerra en realidad es una guerra entre fuerzas militares con alta tecnología en los campos de batalla y una guerrilla radical mezclada con etnias sectarias capaz de hacer ataques en cualquier parte del mundo.Esta guerrilla está formada por grupos islámicos radicales insertados entre si en un grupo mucho mayor que a su vez son grupos sectarios que pretenden controlar un territorio para formar su propio  Estado Islámico Fundamentalista o una especie de Califato bajo las leyes islámicas.. En realidad  la  raíz del conflicto es por controlar y formar un Estado que controle y administre el petróleo, el gas y su transporte en esta zona. Afganistán no es un país rico pero esta situada en una de las zonas más ricas en cuanto a gas natural y petroleo se refiere.Además no se puede olvidar que Afganistán es el principal productor de heroína en el mundo, y sus cultivos de opio y cannabis gozan de ser de los más productivos a nivel mundial. En esta zona existe el tráfico tanto de heroina como de cannabis, así como el tráfico ilegal de petroleo y gas natural, lo que lo convierte en una zona muy atractiva para los grupos insurgentes. Estos grupos saben que teniendo control de esta zona aseguran sus finanzas para la compra de armas y para entrenamiento militar.

Este conflicto ha alcanzado  dimensiones astronómicas y es  considerado una amenaza para la paz y seguridad internacional de Israel, Europa, EUA y sus aliados. Rusia y China podrían actuar pero se arriesgan a una guerra prolongadA. El nuevo presidente de Estados Unidos, Donald Trump planea junto con Putin buscar frenar el estado islámico, pero medidas como las que ha tomado este nuevo presidente no ayudan, pues fomenta más el discrimen y el odio. Estas medidas tomadas por Donald Trump son una amenaza para el mundo entero, la solución no está en prohibirle la visita de los musulmanes a Estados Unidos. El problema de ISIS se complica con el alto reclutamiento que tienen en Siria, Iraq, Rusia y Filipinas.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s